SE RECUERDA A LOS HERMANOS QUE MIENTRAS LLEVEN PUESTOS LOS HÁBITOS DE LA HERMANDAD, SU COMPORTAMIENTO DEBE DE SER EJEMPLAR, TANTO ANTES, DURANTE Y DESPUÉS DE LA ESTACIÓN DE PENITENCIA.

EN CUALQUIER LUGAR DONDE HAYA UN HERMANO CON SUS HÁBITOS, ESTARÁ SIMBOLIZADA LA HERMANDAD. UNA ACTITUD INADECUADA DESHONRA AL PROPIO HERMANO Y A LA HERMANDAD.

En nuestras Reglas (Art. 5) y en nuestro Régimen Interno (Arts. 29 al 35) se establece como debe ir el hermano nazareno externamente vestido.

 

Se recuerda la obligatoriedad de calzar zapatos negros, quedando excluidos calzado deportivo y sandalias. De no ser así se podrá impedir que el hermano realice la Estación de Penitencia, o se le propondrá que la realice descalzo. Por otra parte, el hermano que decida realizar Estación de Penitencia sin calzado, deberá hacerlo desprovisto de calcetines, medias o similares.

La medalla de la Hermandad deberá ir siempre colgada al cuello bajo el antifaz y nunca atada al cíngulo. También se recuerda la obligatoriedad de portar los escudos actualizados y de llevar guantes blancos durante todo el recorrido, así como no usar ningún adorno o distintivo que pueda desvelar la identidad del nazareno.

Si el domicilio del hermano estuviera lejos, se le permitirá que se coloque los hábitos en el interior del Templo. Igualmente podrá retirárselos allí una vez terminada la Estación de Penitencia. No se tolerará el ver a hermanos nazarenos con el antifaz quitado fuera de la Iglesia.

 

IMPORTANTE: Se exige la mayor puntualidad a los hermanos que realicen la Estación de Penitencia, debiendo estar a las 19,15 horas en el templo, accediendo a la Casa Parroquial por la puerta existente frente a la entrada del Instituto y LLEVANDO CONSIGO la Papeleta de Sitio. A las 20,20 h. se cerrará la puerta.

 

Aquellos hermanos, y solamente ellos, que no realicen la Estación de Penitencia podrán acceder al templo siguiendo las indicaciones del párrafo anterior, presentando el resguardo de su recibo de hermano o su DNI.

A su llegada al interior del templo los hermanos nazarenos ofrecerán sus oraciones a nuestros Titulares. Después recogerán el cirio, vara o insignia que se le haya designado y ocuparán su sitio, no debiendo abandonarlo durante la Estación de Penitencia, a no ser que le obligue algún motivo grave y poniéndolo en conocimiento del Diputado de Tramo.

Los hermanos son responsables ante la Junta de Gobierno de la Hermandad de las insignias y varas que porten, así como de la parte de cirio no consumido durante la Estación de Penitencia.

Durante la misma los hermanos están obligados a atender las instrucciones de los Diputados de Tramo, ya que son los encargados directos del orden de la cofradía, y deberán guardar un perfecto orden y silencio.

En caso de lluvia los hermanos de menor edad serán puestos a cubierto por los Diputados de Tramo, mientras que el resto de hermanos deberán permanecer en su sitio a la espera de instrucciones.

Al regresar al Templo, todos los hermanos deberán permanecer dentro del mismo, con el antifaz puesto, hasta que entren los dos pasos  y se rece comunitariamente una oración de Acción de Gracias.

MUY IMPORTANTE: En caso de suspensión de la Estación de Penitencia, las puertas del templo se abrirán a los 30 minutos (tiempo necesario de organización) para que todo el que lo desee pueda visitar a nuestros Titulares y también pueda acompañar a la Hermandad en la celebración de un Vía-Crucis en el interior.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *